3 verdades que no puedes ignorar si deseas tener éxito, incluso si te esfuerzas al máximo

Verdades financieras que nadie te cuenta

Imagina que quieres perder algo de peso y te topas con una brillante idea: una dieta detox que consta solamente de frutas y verduras. Al parecer, no solo vas a perder peso rápidamente, sino que también estarás más saludable, ya que vas a comer frutas y verduras.

Logras seguir la dieta por una, dos, tres semanas, pero después de un tiempo te sientes más cansado de lo normal, sin fuerzas, sin energía y sin ganas de seguir. Hiciste un gran esfuerzo y terminaste igual o peor que antes. Pero el problema no fue la dieta, sino cómo hiciste uso de ella. En este caso, seguir la dieta por demasiado tiempo es exactamente lo que puede pasar si hacemos un mal uso de los buenos consejos financieros.

Tres grandes verdades financieras que casi nadie te cuenta

1. Trabajar duro no siempre conlleva al éxito financiero: Es cierto que si quieres prosperar o salir adelante en un negocio, será extremadamente difícil sin trabajar duro. Sin embargo, trabajar más horas sin desarrollarte, fortalecer tus habilidades y usar tu creatividad te mantendrá siempre en el mismo lugar. Es importante trabajar duro en algo que te haga crecer en conocimiento y, si realizas un trabajo repetitivo, que sea solo temporalmente para ayudarte a salir adelante.

2. Ahorrar no es una garantía de crecimiento financiero: Gastar menos de lo que ganas y ahorrar parte de los ingresos es fundamental para tener un bienestar financiero. Sin embargo, si ahorramos sin tener un plan o una meta específica para ese dinero, nos servirá de poco. Necesitamos tener metas de ahorro y, si son de largo plazo (jubilación, compra de una casa, un carro, etc.), necesitamos invertir para que su valor no disminuya con el tiempo.

LEER  Cómo cambiar tu mentalidad para lograr la libertad financiera según Robert Kiyosaki en español

3. Invertir no siempre se relaciona con el crecimiento financiero: Si bien es mejor invertir el dinero que no hacerlo y esperar a que se lo coma la inflación, una mala inversión puede arruinarte financieramente. Es importante aprender y conocer el campo en el que quieres invertir, así como tomar las precauciones necesarias y no invertir el dinero que no puedes permitirte perder.

Trabajar duro, ahorrar e invertir son acciones que no siempre se relacionan directamente con el crecimiento financiero. Todo depende del uso que les demos. Si quieres dar un buen uso a tu tiempo y dinero, te invitamos a ver nuestros otros artículos o descargar nuestra app Aprendiz Financiero, donde podrás practicar con preguntas y ejercicios todo lo que has aprendido.

¡Gracias y nos vemos pronto!

Deja un comentario